sábado, 28 de agosto de 2010

IDENTIDAD CULTURAL DE LOS NIÑOS ADOPTADOS DE OTROS PAÍSES - España


¿Qué ocurre con la identidad cultural de los niños adoptados de otros países?, ¿qué cultura deben recibir los niños?, podemos hablar por ejemplo de los niños y niñas de China que son adoptados por padres españoles. Aludiendo a este tema, dos expertas de los dos países han ofrecido una charla bajo el título ”¿De dónde soy? en el Instituto Cervantes de Pekín.

Por un lado, Liao Yanping, pequinesa residente en España, responsable de la línea editorial Maguregui Ediciones para la difusión de la cultura china entre los niños y estudiante del fenómeno de la adopción en la Universidad Autónoma de Barcelona. Por el otro, Jerònia Muntaner, una mallorquina residente en China desde hace 25 años y responsable del programa de atención infantil de la Fundación La Mitad del Cielo.
Ambas expertas realizaron planteamientos interesantes sobre la identidad cultural de los niños adoptados de otros países. Según podemos leer a través de EPA, la mayoría de los padres españoles desean que sus hijos chinos adoptivos mantengan sus raíces chinas y evitar privarles de su verdadera identidad cultural, sin embargo, esto es algo bastante complicado, así lo indica Liao Yanping. Las niñas chinas adoptadas terminan queriendo aprender y saber más de lo que sus padres adoptivos les pueden enseñar, se podría decir que “la sangre tira”. Aunque también se da el caso contrario, las niñas adoptadas pierden el interés por la cultura de su país de origen.

Ambas situaciones suelen darse cuando se alcanza la adolescencia, la experta recuerda que fue en los 90 cuando se produjo el boom de las adopciones de niñas chinas y que actualmente ya han entrado en el periodo adolescente. La búsqueda de la identidad ha provocado conflictos y situaciones embarazosas que deben soportar las familias y las niñas adoptadas.

Las adolescentes se realizan todo tipo de preguntas pero especialmente sobre sus orígenes y cuándo fueron recogidas, la educación y el conocimiento posiblemente despiertan sentimientos, algunos de incomprensión. Pero como decíamos, es una edad complicada y la diferencia de culturas y el hecho de residir en España y ser la cultura española la que más ha marcado su desarrollo, termina haciendo que no quieran saber nada de su país natal, o lo que es igual su identidad cultural.

Liao Yanping se lamenta indicando que la sociedad no está preparada para ofrecer todo lo que necesitan los niños adoptados, al menos en materias y ámbitos culturales, asegura que se les considera inferiores (nosotros no estamos de acuerdo) y esto es una barrera cultural que provoca el repudio hacia la cultura de origen. Como ejemplos curiosos y posiblemente coherentes, la experta indica que algunos padres se implican y las niñas desde pequeñas estudian el idioma chino pero bajo el sistema educativo español, el aprendizaje resulta más duro y al final se abandona.

La intervención de Jerònia Muntaner estuvo marcada por las ideas que en China se tienen sobre las adopciones internacionales, al parecer las niñeras de los orfanatos chinos desean saber si en España las niñas reciben educación china. El choque cultural es profundo, las niñeras chinas están acostumbradas a unos cuidados muy diferentes de los que se ofrecen en España, como ejemplo nos habla de la recogida de una niña en adopción.
Las niñeras se horrorizan cuando los padres adoptivos recogen al bebé y lo visten con ropas ligeras y frescas, algo contrario a las costumbres chinas de abrigar y frenar la movilidad de los bebés. La idea preconcebida de que los niños adoptados no serán bien cuidados o atendidos predomina, algo lógico teniendo en cuenta que el choque cultural es contundente.

Cambiando de tema, la gran preocupación del país asiático es que sus hijos adoptados aprendan la lengua materna y adquieran conocimiento y comprensión sobre su país de origen, sin embargo y curiosamente, ambas expertas reconocen que en ocasiones es mejor que las niñas no sepan mucho sobre estas cuestiones. La razón es que resulta más importante la felicidad y el desarrollo adecuado de los niños y niñas adoptados, y eso que Liao Yanping trabaja para que los niños conozcan su país de origen, sin duda es la voz de la experiencia la que le hace hablar.

En la charla ambas ponentes destacan la importancia de conocer la parte positiva de la cultura de la que proceden las niñas adoptadas, como forma de contrarrestar el gran número de noticias negativas que circulan en occidente sobre la vida en China. A esto hay que añadir que en algunas ocasiones los padres adoptivos explican a las niñas que fueron abandonadas por sus padres biológicos por razones como la política del hijo único, donde los ciudadanos chinos valoran más a un varón, o por la pobreza de los padres y no poder hacerse cargo de ellas. Crecer con estas ideas no es recomendable y la experta lo considera peligroso, podríamos decir que predisponen al rechazo de la cultura original.

Finalmente destacamos las palabras de Jerònia Muntaner para intentar cambiar la percepción antes relatada, contar a las niñas que fueron llevadas al orfanato no por falta de cariño o amor, sino porque sus padres biológicos creían que sería bueno para ellas. Hay mucho más de que hablar sobre el tema de las adopciones internacionales y las raíces culturales, tema que trataremos en posteriores posts.
Juliana Ramírez
Lic. Trabajo Social
UNMSM

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

LO MÁS LEÍDO

UNICEF PERÚ

ANIMAL PLANET

LEE CON TU HIJ@

ENSÉÑALE A TU HIJ@ AHORRAR

SONRÍE SIEMPRE

SONRÍE SIEMPRE
38713_1_Monstruossupersanos_ok.jpg

Valentín Fuster y Barrio Sésamo unidos para una mejor salud infantil.

INVERSIÓN EN LA INFANCIA

REAL ACADÉMIA ESPAÑOLA

REAL ACADÉMIA ESPAÑOLA
Diccionario

PRONIÑO

PRONIÑO
Telefónica

CONSUMER EROSKI